Se llamaba Ulises, y siempre había soñado con vivir una odisea. No tenía muy claro en qué consistía eso exactamente, pero sabía que tenía que ver con aventuras. Sus padres le habían puesto ese nombre por alguien muy famoso, el protagonista de un libro o algo así. Los únicos recuerdos que tenía de ellos eran su nombre y un perro marrón, con una oreja caída y una mancha en el ojo, llamado Homero. Todo en su vida era muy clásico, le decían. Aunque claro, él no sabía a qué se referían exactamente.
De pequeño, le explicaban entre sonrisas divertidas y nostálgicas, le encantaba escuchar historias sobre dioses y héroes olvidados, sobre mitos y cuentos perdidos. Sobre civilizaciones ocultas. Ulises no recordaba nada sobre ningún héroe antiguo, y nadie le contaba ya ninguna de esas historias. Pero le gustaba pensar que esos mitos misteriosos estaban en su cabeza, ocultos, agazapados, esperando a que él los encontrase de nuevo entre los recovecos de su memoria. Cuando no podía dormir, imaginaba que era Ulises, el de verdad, el héroe (sabía que era un héroe porque los protagonistas de las historias siempre son los buenos), y que buscaba dentro de su cabeza las historias perdidas. Luchaba contra los monstruos del olvido y al final encontraba todas y cada una de ellas. Lo malo era que siempre se quedaba dormido justo antes de poder leerlas.

Ulises

by Denim

0

Thanks for the...

  1. 0Smile
  2. 0Inspiration
  3. 0Laugh
  4. 0Story
  5. 0Mindtrip
  6. 0Help
  7. 0Feelings

Thank the author

0

Comments


No one has commented on this note yet

Previous
Next